Renovar la imagen de una vivienda con nuevas puertas de madera

Martes, 11 Agosto 2015

Cuando Antonio visitó nuestro estudio estaba interesado en renovar el estilo de su vivienda y aterrado con la idea de hacer obras en casa. Fue entonces cuando decidimos sustituir sus clásicas puertas de madera por unas puertas minimalistas enrasadas a pared e incorporar algún que otro mueble de madera hecho a medida.

Comenzamos por la planta alta, integrando en un único frente la doble puerta de acceso al dormitorio principal y las de los armarios anexos a las mismas. 

 

FRENTE-MADERA

 

Elegimos una chapa de roble americano colocada a través _en la gama de tonos rojizos  de jatoba que reviste el suelo_, para diseñar un conjunto de puertas en las que la continuidad del dibujo de la chapa de madera consigue transformar un frente compartimentado en un frente único, un frente que aprovecha la personalidad de la chapa de madera para adquirir identidad propia.

 

PUERTAS-ROBLE-LACADA

 

La cara interior las puertas del dormitorio se acaban en blanco para confundirse con los revestimientos interiores.

El resto de puertas de dicha planta se sustituye por puertas lisas lacadas en blanco y enrasadas a tapajuntas, de forma que pasan desapercibidas con el blanco de la pared. En todas se coloca un tablero blanco que llega hasta el techo haciendo que la puerta de medida estándar parezca más alta.

 

PUERTAS-LACADAS-SUELO-A-TEC

 

En planta baja sin embargo, las puertas se hacen presente con una chapa oscura en madera de wengué que se termina con barniz a poro abierto para realzar la madera.

Si bien las dimensiones de ancho y alto son estándar, el espesor de las puertas es mucho mayor. Están fabricadas con una estructura interna de madera maciza, rellenas de una lana de poliéster con cualidades aislantes. Los marcos de puertas disponen de burletes de goma que aseguran el aislamiento acústico que nuestro cliente requería. Los tapajuntas verticales se colocan pasantes sobre el cabezal en lugar de a inglete, aportando una imagen más actual.

 

PUERTAS-Y-ARMARIOS-WENGUÉ

 

Una mesa de cebrano en forma de L, hace las veces de separación entre cocina y comedor. Sus dimensiones se adaptan al ancho de un elemento de fábrica que sobresale del plano de la pared y alberga la televisión. Su acabado en madera contrasta con las puertas acabadas en vidrio lacado blanco de los muebles de cocina.

 MESA-WENGUÉ

PUERTAS-COCINA-LACADA-WENGU

 

 

Deja un comentario